Quienes sean sorprendidos apenas con aliento alcohólico serán acreedores a multas.

Miguel Ángel Lucio

No hay marcha atrás, ya que a partir de este jueves regresan los retenes anti alcohol a la Capital Potosina, el cual estará operando cada fin de semana; las altas multas que se cobrarán a aquellas personas que sean sorprendidas con aliento alcohólico o en estado de ebriedad, oscilan entre los 6 mil hasta los 10 mil pesos.

En ese sentido, el director de la Policía Vial del ayuntamiento de la capital, Filemón Juárez Santana, indicó que este retén estará operando en varias etapas, en una primera dijo se recomendará a los autonomistas evitar combinar el alcohol con el volante, mientras que aquellos que presenten estado de ebriedad se les aplicará la sanción.

“Con base a qué lo estamos llevando; de octubre para acá tenemos 686 accidentes, de estos tenemos 23 con estado de ebriedad y 11 con estado alcohólicos, tenemos un aproximado de 80 vehículos abandonados que chocan y se van”.

El funcionario manifestó que el programa será itinerante y se colocarán los retenes en calles de la zona centro mientras que en la zona de antros no se tiene contemplado, para no causar afectaciones; se dejó en claro que no habrá tolerancia.

Estarán bajo la disposición de este operativo 25 elementos de la corporación y se implementará desde las 23 horas hasta las 3 de la mañana.

Comentarios