Lo anterior tras la justificación del secretario general, quien argumentó que sí dio la orden de desalojo, pero sin violencia como ocurrió.

Por Fernanda Padilla

María Teresa Carrizales Hernández, exoficial del Registro Civil, señaló que Sebastián Pérez ya la había amenazado previo al desalojo violento que vivió por órdenes directas del secretario general del Ayuntamiento capitalino.

“Hostigamiento, amenazas, el mismo viernes que me llaman ahí en Recursos Humanos, no para darme un papel de que me rescindieron el contrato, sino para amenazarme y decirme que vaya a las órdenes del secretario, a pedirle disculpas y a ver que decide él de mi destino, sino el lunes me va a pesar, y ese lunes vimos lo que pasó, yo creo que estaba más que anunciado”.

Lo anterior, luego de que Pérez García reconoció que sí emitió la orden para su desalojo, pero trató de justificar el hecho al señalar que no pidió que fuera de forma violenta, pese al antecedente de amenazas y hostigamiento que reveló la víctima.

En cuanto al proceso de demanda indicó que va caminando en las diferentes instancias.

“En la fiscalía va caminando poco a poco, es un proceso, yo entiendo que hay más, que tienen más casos, más expedientes, pero poco a poco, y también hemos podido ir aportando pruebas, y lo necesario y si va avanzando en Derechos Humanos”.

Sobre las desacreditaciones que han realizado en contra de la abogada, invitó a la administración capitalina a presentar las pruebas ante las instancias correspondientes, y no solo mediante los medios de comunicación.

“Si tienen algo contra mí, que lo presenten, pero no los medios, que lo presenten penalmente, así como yo lo estoy presentando. (…) Yo sí tengo pruebas, si ellos tienen algo que lo saquen, creo que es tiempo, creo que deberían, de todas maneras, no me van a frenar, si yo tengo alguna deuda con la ley la voy a pagar, pero ellos también, si tenemos que ser compañeros de celda, lo seremos, no tengo problema, ahí nos volveremos a ver”.

Comentarios