Dentro del Articulo top

De acuerdo con Reuters, México se comprometió a arrestar a un líder de un poderoso cártel a cambio de que EU retirara los cargos contra el ex titular de la Sedena.

El presidente Andrés Manuel López Obrador negó que el gobierno de México se comprometiera a detener “a un jefe de una banda del crimen organizado” a cambio de la liberación y regreso del general Salvador Cienfuegos, ex secretario de la Defensa Nacional, quien fue detenido en Los Ángeles acusado de narcotráfico y lavado de dinero.

En conferencia de prensa matutina, el mandatario mencionó que de acuerdo con la agencia Reuters, México se comprometió a arrestar a un líder de un poderoso cártel del narcotráfico en virtud de un acuerdo con el fiscal general estadunidense, William Barr, para retirar los cargos de tráfico de drogas contra Cienfuegos.

“No es que se haya amenazado ni mucho menos lo que está diciendo una de las agencias estas famosas: Reuters; es famosa, especializada en finanzas, pero se equivocaron porque insinuaron, para que no vayan a decir que no tenemos cuidado en el manejo del lenguaje, insinuaron que nos mandaban al general Cienfuegos para que nosotros les mandáramos a un jefe a una banda del crimen organizado, o sea, quién sabe en qué estaban pensando o quién les filtró esa información”, comentó López Obrador.

Tras la repatriación del general Salvador Cienfuegos, López Obrador aseguró que se hizo respetar la soberanía nacional a través del poder ejecutivo porque “el Presidente de México no es un florero”.

Detalló que en ningún momento hubo indicios en el gobierno mexicano de las investigaciones en contra el ex secretario de Defensa y aseguró que no hay ninguna negociación que implique la entrega de un capo a cambio de Cienfuegos.

“Se hicieron los trámites que corresponden cuando se tiene un gobierno independiente, libre, soberano y hubo apoyo, colaboración del gobierno de Estados Unidos, enviaron información, se envió la información a la Fiscalía General y se tiene que reponer el procedimiento, eso es todo porque el presidente de México no es un florero, no estamos aquí de adorno y no hay ningún acuerdo en lo oscurito”, subrayó.

El presidente dejó en claro que se pidió a Estados Unidos que se respetaran los acuerdos que existen para la cooperación en materia de seguridad. En tanto, reiteró su llamado a confiar en las autoridades mexicanas porque ya no existen malas prácticas como en los gobiernos pasados.

“Que todos ayudemos para que no estemos pensando que las autoridades buenas están en el extranjero y aquí todas las autoridades están implicadas, son malos o no procuran la justicia, eso ya también es historia, eso era antes. Estamos en un proceso de transformación nada más que a muchos todavía no se les avisa que esto ya cambió por eso se enojan”, remarcó.

De acuerdo con la agencia de noticias, un funcionario del gobierno de México, dijo que Estados Unidos abandonó el caso contra el general Cienfuegos citando consideraciones de política exterior “sensibles e importantes” que superaron el interés en perseguir los cargos.

“México se comprometió a colaborar con Estados Unidos en la captura de un objetivo primordial”, aseguró el funcionario, y agregó que el delincuente ha traficado grandes cantidades de fentanilo a Estados Unidos.

Cienfuegos regresó a México el miércoles, luego de que una jueza de distrito retirara los cargos en su contra a pedido de Barr; según el acuerdo, el general ahora será investigado en México.

El arresto del general fue el resultado de una investigación para comprobar vínculos del militar con traficantes de una facción del cártel de los hermanos Beltrán Leyva, al cual presuntamente ayudó a mover toneladas de narcóticos; el militar se ha declarado inocente de los cargos.

Fuente: Milenio

Comentarios