El presidente mexicano informó que se empleará la vacuna unidosis de Cansino para inocular a población de casi 800 municipios.

El presidente, Andrés Manuel López Obrador, anunció que se llevará a cabo una jornada de vacunación universal para mayores de 18 años residentes de municipios pequeños de Chiapas, Oaxaca, Guerrero, Puebla y Veracruz.

“Estos cinco estados van a tener un tratamiento especial que inicia hoy (…) Vacunación universal, completa”, declaró el mandatario en su conferencia matutina desde Veracruz.

Informó que se empleará la vacuna unidosis Cansino para así “no ir de nuevo” a las comunidades a aplicar segundas dosis; se espera acudir a cerca de 800 municipios.

Asimismo, detalló que la jornada en Oaxaca y Veracruz estará reforzada por la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena). En el caso de Chiapas, declaró que el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) ya había comenzado con las acciones para este propósito.

Por otra parte, la Secretaría de Marina (Semar) apoyará la inoculación en Guerrero, en tanto Puebla estará a cargo de la Guardia Nacional.

En la mañanera, Andrés Manuel también reiteró que México cuenta con antígenos suficientes para continuar con las jornadas pendientes, esto, dijo, gracias a la apertura de plantas de envasado en el país.

“Ya nos están entregando vacunas. Independientemente de las que llegan del extranjero, ya tenemos vacunas que se están produciendo en nuestro país”, mencionó.

Es así que, con esta estrategia y los avances registrados en la inoculación nacional, el mandatario aseguró que las proyecciones apuntan a que sí se cumplirá su propósito de vacunar, al menos con una dosis, a toda la población adulta mayor de 18 años para octubre.

“Ahora queremos llegar al 50%. A ver si antes de que concluya el mes estamos ya en el 50% de vacunación para mayores de 18 años. Y el reto es que agosto-septiembre-octubre 50% más.”, agregó.

Hace ya varias semanas que México entró a la tercera ola de COVID-19, misma en la que la población joven de 18 a 39 años se ha vuelto la principal víctima de la enfermedad.

Por ello, en los últimos días se ha registrado un incremento en los casos activos y de hospitalizaciones a lo largo del país, tanto así que, tras seis meses, Sinaloa entró nuevamente al color rojo del semáforo epidemiológico (máximo riesgo de contagio)

Asimismo, de acuerdo con el nuevo mapa epidemiológico de la Secretaría de Salud (Ssa), 13 entidades tuvieron que regresar al “naranja” (de alto riesto): Baja California Sur, Nuevo León, Tamaulipas, Nayarit, Jalisco, Colima, Veracruz, Hidalgo, Ciudad de México, Estado de México, Guerrero, Oaxaca y Quintana Roo; ocho más que hace tres semanas.

Para el nivel amarillo, o de riesgo moderado, se encuentran 15 estados: Baja California, Sonora, Chihuahua, Durango, Zacatecas, San Luis Potosí, Guanajuato, Querétaro, Michoacán, Morelos, Tlaxcala, Puebla, Tabasco, Campeche y Yucatán, es decir, siete demarcaciones más que el pasado reporte.

Por el contrario, en color “verde” (bajo riesgo) estarán solo tres estados: Aguascalientes, Chiapas y Coahuila. Son 16 menos que en el último reporte general, lo que muestra el claro aumento en esta tercera ola de contagios.

 

Comentarios