Dentro del Articulo top

Michael Cohen ex abogado de Donald Trump admitió haber pagado a dos mujeres para callarlas sobre sus relaciones con el republicano por orden del entonces candidato con el fin de proteger su imagen durante las elecciones.

Esto ha llevado a Donald Trump a un problema legal grave e inminente como presidente de los Estados Unidos.

Cohen se presentó el martes 21 de agosto del año presente en las oficinas del FBI en Nueva York para declararse culpable de delitos graves que implican al mandatario en financiación ilícita de campaña.

Entre las revelaciones que ya se especulaban con anterioridad pero no se habían confirmado resaltan las relaciones sexuales del presidente de Estados Unidos.

Aunque los documentos judiciales no identifican a las mujeres, todos los detalles coinciden con los casos de la ex modelo de Playboy Karen McDougal y de la actriz porno Stormy Daniel. Cohen reconoció que “tenía como principal objetivo influir” en los comicios presidenciales. De esta forma implica directamente al presidente, bajo juramento, en un delito federal.

Se les pago la cantidad de 150.000 y de 130.000 dólares, a mujeres que aseguraban haber mantenido relaciones con el entonces candidato republicano a la Presidencia.

El presidente Donald Trump reaccionó está mañana con un Twitter. “Si alguien está buscando un buen abogado, le sugiero que no conserve los servicios de Michael Cohen”. Minutos después lo acusó de inventarse historias para conseguir un “trato” y de declararse culpable de dos cargos de financiación ilícita de campaña “que no son un delito”, defendió el mandatario.

Cohen se  declaró culpable ante el Distrito sur del Tribunal federal de Manhattan justo el mismo día, y casi a la misma hora, que el exjefe de campaña del mandatario, Paul Manafort, era declarado culpable de 8 de los 18 delitos por fraude que le imputaba el fiscal especial Robert Mueller. Aunque la investigación contra Manafort comenzó en el marco de la trama rusa para influir en las elecciones, la condena se refiere a hechos privados que no afectan a Trump más allá de que es la persona a la que confió su campaña electoral.

 

 

Comentarios